COMO IDENTIFICAR TUS TALENTOS Y FORTALEZAS NATURALES

¿Alguna vez has deseado con anhelo profundo ser bueno en algo? ¿Realmente bueno? Eso me pasa con el piano. ¡Me fascina! ¡Cada vez que oigo un concierto de Mozart o Beethoven quisiera imaginarme siendo el artista principal y mis dedos volando sobre el teclado! Sin embargo, a pesar de que tomé lecciones de piano cuando niño, y practiqué muchas horas, mi desempeño difícilmente puede considerarse por encima del nivel promedio. ¡En cambio, tengo dos hijos que, sin entrenamiento musical alguno, pueden tocar de oído piezas que ni siquiera puedo soñar ejecutar!

20130908-115455-p.m. COMO IDENTIFICAR TUS TALENTOS Y FORTALEZAS NATURALES
¿Cuál es la diferencia? Observe la gráfica. Si bien una persona con poco talento natural puede, con gran esfuerzo, llegar a ser bueno en lo que hace, a menudo su empeño lo deja tan agotado que no encuentra mucho deleite en ello.

En cambio, una persona con mucho talento natural puede alcanzar, con relativamente poco esfuerzo, niveles de excelencia que deja boquiabierto a los demás.

Por eso es tan importante aprender a identificar tu talentos y fortalezas naturales. ¡Es la clave de la excelencia! Proverbios 22:29 dice ¿Has visto a alguien diligente en su trabajo? Se codeará con reyes, y nunca será un Don Nadie. (DHH)

Enfocarte en tus talentos naturales también es la clave de la satisfacción laboral. Una encuesta de Gallup reveló que aquellos que tiene la oportunidad de usar sus fortalezas en su labor todos los días estaban más comprometidos con su trabajo y disfrutaban más de la vida en general que aquellos que sólo lo hacían ocasionalmente.

Como descubrir tus talentos naturales
Una manera de conocer tus fortalezas es a través de una evaluación profesional como, por ejemplo, Career Direct, Personality ID o Strength Finder. Los he probado todos y son muy buenos. Siguiendo los “links” podrás encontrar más información de cada uno.

Otra manera efectiva es hacer un inventario informal con base a tus experiencia pasadas. Al hacer tu lista, busca tus talentos naturales en:

1. Las áreas en donde puedes obtener consistentemente un buen desempeño con relativamente poco esfuerzo. Las frase clave es consistentemente. Quizás hoy metiste un gol de chilena que haría orgulloso a Messi. Pero eso no significa que eres candidato a un contrato en la liga española, a menos que puedas demostrar ese nivel de habilidad una y otra vez.

2. Las cosas que te energizan y satisfacen. Tienes que disfrutar lo que haces. Algo que te drena y desmotiva no es una de tus fortalezas. En mi caso, por ejemplo, me gusta lavar los platos (¡sí, leyó bien: lavar los platos!). No porque me deleita andar con grasa y suciedad, sino por la satisfacción que me da dejar todo limpio y en orden, lo cual es un reflejo de mi fortaleza de ser disciplinado. Por supuesto, esto no sugiere un futuro brillante como lavaplatos. Más bien indica que puedo funcionar bien en trabajos que requieren persistencia y atención a detalles aun en las labores que a nadie le gusta. (¡Además, mi “don” embona muy bien con el de mi esposa que es una excelente cocinera!).

3. Las cosas que aprendes rápidamente. El experto en liderazgo John Maxwell ha dicho que todos somos intuitivos en nuestras áreas de fortaleza. Captamos las cosas mucho antes que aquellos que no lo son. La velocidad con la que aprendes una nueva habilidad sugiere la presencia de un talento natural.

4. Las habilidades que se manifiestan desde tu niñez. Tus fortalezas son innatas. Naciste con ellas. Por eso, aunque no siempre, los dones naturales tienden manifestarse desde temprana edad. Mozart, por ejemplo, tocaba el violín y el piano desde los tres años, y a los cinco, ¡ya estaba componiendo y dando conciertos!

5. Las áreas donde otros reconocen que eres bueno. El talento se ve. Si constantemente recibes halagos y comentarios por tu buen desempeño en algo, ¡explóralo! ¡Puede ser que has tropezado con uno de tus talentos naturales!

En ambos casos, tanto con el método de evaluación profesional como el informal, este proceso de búsqueda de tus talentos y fortalezas naturales es aun más efectivo si puedes contar con la ayuda de un Coach Certificado. Él te puede dar un punto de vista objetivo y ayudarte a interpretar la información en los reportes y traducirlos en puntos de acción específicos. ¡Al fin y al cabo, el objetivo no es conocer tus dones sino usarlos! Como bien dijo Benjamín Franklin: “No escondas tus talentos; te fueron dados para ser usados. ¿De qué sirve un reloj de sol en la sombra?”

Cada uno según el don que ha recibido, minístrelo a los otros, como buenos administradores de la multiforme gracia de Dios. (1 Peter 4:10). Dios ha dado algo a cada uno. Eso te incluye a ti. Te corresponde descubrirlo y usarlo con sabiduría. ¿Te animas?

Did you like this? Share it: